12 de diciembre 2013 – El presupuesto de Juan Soler no garantiza la creación de empleo ni el mantenimiento de las ayudas sociales. Se trata de unos presupuestos que se presentan dos meses tarde y no incorporan nada nuevo ni beneficioso para los ciudadanos de Getafe. La enmienda a la totalidad de Morato deja abierta la posibilidad de negociación a una nueva presentación de los mismos.

José Luis Morato, Concejal No adscrito en el Ayuntamiento de Getafe ha anunciado que da “por rotas” las negociaciones iniciadas con el Gobierno municipal para la aprobación de los presupuestos municipales del año 2014.

La decisión de Morato se basa en el “escaso interés que ha demostrado el Gobierno de Juan Soler en las aportaciones que como Concejal he realizado, ya que no ha tenido en cuenta ninguna de mis enmiendas. Además, en lugar de sentarse a negociar han intentado el desprestigio personal como único elemento de convicción”.

José Luis Morato considera que sus aportaciones a un presupuesto que se ha presentado dos meses tarde, ya que se tenia que haber presentado el 15 de Octubre, “pretenden mejorar las cuentas municipales en busca del beneficio de la mayoría de los ciudadanos de Getafe, por lo que no entiendo que el PP pretenda sumar votos a su propuesta sin hacer ningún caso a lo que tenemos que decir los demás”.

El Concejal No Adscrito afirma que “un partido que gobierna no puede hablar de diálogo cuando se dedica a trasladar a la opinión pública falsas acusaciones sobre intereses personales”. “Con estas acciones es el Gobierno de Juan Soler el único que antepone interés partidistas a los de la ciudad que dirige”.

El bloque de enmiendas presentadas pide un cambio en el modelo de gestión actual del gobierno de Soler dando mas capacidad de incidir al Pleno en las decisiones económicas del municipio, la fusión de GISA y ALEF, la apuesta decidida por la creación de empleo y de ayudas económicas al emprendedor.

Asimismo en otro bloque de transparencia y gastos prescindibles denuncia la falta de transparencia en la justificación de los ingresos de los grupos municipales y sus gastos, y pide la reducción de los importes de la retribución de los concejales de dedicación exclusiva y la creación de la dedicación parcial, la reducción de los cargos de confianza y la designación a dedo para acabar con la rocambolesca situación de un grupo municipal de un solo concejal que tiene dos asesores.

En sus enmiendas pide la reducción en más de 100.000 euros los gastos que reciben los grupos municipales para su gestión y que actualmente no justifican y también la reducción del 50% de los gastos de publicidad y protocolo que supondrían ahorrar más de 300.000 euros.

En la línea de servicios sociales y su clara apuestas por los que más ayuda necesitan pide duplicar las ayudas para comedor y libros así como duplicar las ayudas de emergencia así como crear una dotación especial para evitar la desnutrición infantil y evitar desahucios por no pagar tributos municipales.

No se olvida Morato del medio ambiente y las inversiones haciendo referencia a acuerdos de Pleno aprobados en 2013 y que no están contemplados en los presupuestos como son el Jardín Botánico, las mejoras y remodelación del carril bici para evitar problemas de seguridad vial y el crecimiento de la inversión en el mantenimiento de centros escolares, dejando claro que la forma de financiar estas inversiones últimas deben hacerse con gasto corriente y no con la posible venta de suelo.